Adornemos nuestro jardín con lindos Jacintos

Esta agradable planta bulbosa es ideal para plantarla en planteras, jardineras e inclusive directamente en el jardín, el Jacinto (Hyacinthus orientalis) puede  también ser usado para decorar interiores. Con colores intensos, la flor, cuya altura puede variar entre 20 a 50 centímetros, tiene el tamaño adecuado y una belleza única para alegra la vista en cualquier ambiente, pueden ser en casas, negocios e inclusive en lugares públicos como plazas y jardines. La flor del Jacinto con su perfume agradable fácilmente puede aromatizar el lugar donde se encuentre, la floración del mismo sucede en la primavera.

A la hora de escoger los bulbos a ser plantados, lo ideal es escoger aquellos sin manchas ni lesiones, como manchas e partes semi podridas, y de tamaño grande, por encima de 5 centímetros. En jardines los bulbos deben ser plantados en suelo removido y enriquecido con materia orgánica. Se lo debe enterrar en una profundidad que no le doble en tamaño, es decir si tu bulbo tiene 5 centímetros, enterralo en una profundidad de 5 centímetros.

Los mayores problemas que se pueden presentar durante el cultivo del Jacinto son las podredumbres causadas por bacterias, que en general ocurren por exceso de humedad en el suelo o sustrato, razón por la cual es importante nunca dejar el suelo encharcado. Apenas se perciban bulbos podridos es ideal sacarlos para no infectar los demás. Otro problema es la aparición  de orugas que se comen las hojas y hasta pueden acabar con las plantas, puede ser eliminados manualmente, importante recordar que estas orugas son futuras mariposas, por eso es ideal trasladarlas a otro lugar donde puedan desarrollarse.

El Jacinto requiere una exposición al sol parcialmente sombreada, es decir, evita el sol del mediodía. Si los tienes en interior, necesitan de un espacio muy bien iluminado.